DECIRLE ADIOS AL CHUPETE: UN CUENTO PARA CAMBIARLOS POR SONRISAS

Al año y medio me dijeron que mi niña era muy nerviosa y aún pequeña para quitarle el chupete. A los dos años y medio, ella solita y de un día para otro, se olvidó de su “tete” de lo contenta que estaba de estar todo el día con mamá (dejó de trabajar). Pero llegó la guarde y a mí me dio tanta pena ver cómo iba llorando ese primer día, que le hice la pregunta (ojalá no la hubiera hecho tan rápido…): “¿quieres el chupete?”

Ahora tenemos tres añitos y mamá nos ha contado un cuento…:

“Hay un ratoncito que tiene muchos bebés y todas las noches se pasea por los balcones de las casas con niños. Busca chupetes para que sus bebés no lloren. Los niños lo saben y, cuando ya son grandes y valientes, les dejan sus chupetes en sus balcones para que él los encuentre. El ratoncito, que es muy bueno, les deja un juguete por cada chupete que se lleva en ese mismo lugar. Y, así, los niños duermen pensando en la sorpresa que les esperará al día siguiente y en lo contentos que se pondrán los bebés del ratoncito gracias a sus chupetes”.

Yo se lo he contado y hemos dicho que la próxima semana dejamos los chupetes que tenemos 😉

20140802-181551-65751764.jpg

Anuncios

8 pensamientos en “DECIRLE ADIOS AL CHUPETE: UN CUENTO PARA CAMBIARLOS POR SONRISAS

  1. Qué bueno! El mío tiene súper identificado que es para dormir, y cuando no quiere dormir no quiere ni verlo. Pero igual quiero quitárselo para que se acostumbre a dormir sin nada, por que como un día se pierda…ai!

    Me gusta

      • Pues esta semana al final ha estado cuatro noches sin chupete, y alguna me lo ha pedido para dormirse y se lo he dado (estábamos las dos agotadas), pero en cuanto se dormía se lo quitaba y no lo extrañaba! Lo estoy haciendo muy poquito a poco, nada drástico y según la veo a ella y, de momento, ¡bien! Al final solo tiene chupete media horita al día

        Me gusta

  2. Te quieres creer que a nosotros nos ha pasado lo mismo? Se nos perdió el chupete… No tenemos ni idea dónde está. Y nosotros estresados como locos buscando y él tan feliz, ni se acuerda. A veces parece que lo busca para irse a dormir…pero como no está… Y de verdad no está, ha desaparecido. Pues ahí ha quedado el tema. (Ahora, como aparezca un día no sé que pasará, jajaja)

    Me gusta

¿Qué opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s